¿Eres costelero o porteador? Daniel Estacio habla sobre las lesiones más comunes.

 

En las procesiones –y durante su preparación-, los costaleros y los portadores soportan muchos kilos sobre sus espaldas y eso puede acarrear lesiones que, tarde o temprano, pasan factura.

Daniel Estacio ofrece una serie de consejos para prevenir lesiones músculo-esqueléticas a todos los hermanos cofrades que viven más implicados en estas celebraciones, en concreto en quienes cargan los pasos religiosos para procesionarlos por las calles.

Hay que tener en cuenta que la función de costalero y porteador precisa de una
preparación, por lo que debe hacerse una tabla de entrenamiento y ejercicios
durante varios días antes de la Semana Santa.

Entre las patologías más comunes nos podemos encontrar con:

  • Contracturas musculares o puntos gatillo miofasciales: es muy común que se activen en el cuello por la posición, en el hombro y piernas por el peso, y en la espalda por las compensaciones con el tronco.
  • Inflamación articular: Debido a las posiciones forzadas que se suelen dar cuando se lleva una gran parte del recorrido, y de la gran tensión muscular que se genera, las articulaciones en las manos, clavícula, hombro y a veces en las propias cervicales.
  • Cambios en la columna relacionados con protusiones o hernias: El sobreesfuerzo y el alto peso puede cambiar la posición de la columna, produciendo o aumentando desplazamientos en diferentes segmentos vertebrales.
  • Radiculopatías: Puede estar relacionado o no con los desplazamientos vertebrales previamente nombrados, por el propio peso sobre el territorio por el que pasa el nervio o por exceso de tensión muscular. En cualquiera de estos casos se crea una compresión sobre un nervio a nivel del cuello o del hombro, produciendo cambios en la sensibilidad, disminución de fuerza, hormigueos por todo el brazo, adormecimiento, o dolor eléctrico por todo el recorrido del nervio.

Para prevenir estos síntomas es aconsejable tener en cuenta una serie de cosas:

  • Pautar los cambios cada cierto tiempo para evitar en lo posible las sobrecarga.
  • Al hacer los descansos, hacer ejercicios de movilidad y estiramientos.
  • Hacer una revisión médica previa y acudir a su Fisioterapeuta en caso de patología previa en tronco superior o miembros superiores.
  • Siempre estar bien hidratado.
  • Protegerse del frio o del sol directo.
  • Corregir la posición cada vez que se pare.
  • Cuidar la dieta, aumentando el porcentaje de carbohidratos antes de la actividad.
  • Realizar un calentamiento basado en movimientos articulares en rodillas, tobillos, tronco, cuello, muñecas y hombros.
  • Realizar estiramientos después de la actividad física.

Los estiramientos más comunes son para cuádriceps, gemelos, trapecio superior, escalenos y paravertebrales lumbares y dorsales.

Reducir la tensión muscular con un  masaje descontracturante  la semana previa y eliminar las posibles contracturas musculares que hayan podido aparecer durante la actividad,la semana de después puede suponer evitar lesiones mayores.

Daniel Estacio Utrilla

Fisioterapeuta

Un comentario en “¿Eres costelero o porteador? Daniel Estacio habla sobre las lesiones más comunes.

  1. qué interesante la información!!!, la comparto ahora mismo con mis amigos, seguro que a mucha gente le puede venir bien estos días.
    Gracias Daniel. Gracias Artrosport!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.